AMIE SIEGEL: El invierno – 23 NOV AL 11 MAR 2018 – Bilbao, Museo Guggenheim

Del veintitrés noviembre dos mil diecisiete al once de marzo dos mil dieciocho

Amie Siegel

En: Bilbao, Museo Guggenheim Bilbao

El Museo Guggenheim Bilbao presenta por vez primera en Europa la obra de Amie Siegel ‘Invierno’ (Winter, dos mil trece). Este trabajo, perteneciente a la compilación del Solomon R. Guggenheim Museum, cierra la programación de dos mil diecisiete de la sala Largometraje & Vídeo, una iniciativa del Museo para cobijar obras claves del videoarte, la videoinstalación y la imagen en movimiento como medio artístico.

Con relación a los elementos esenciales de la filma y el papel del tiempo en la producción, como se aborda en su obra Invierno, la artista comenta: “Invierno es un filme de tiempos múltiples; grabado en un pasado reciente que muestra un futuro ignoto, que se desvela y cambia en el presente de la exposición, representa diferentes condiciones temporales y culturales de inestabilidad y de inseguridad, y aborda cuestiones como el calentamiento global y los accidentes nucleares, alterando la naturaleza fija del cine y de la imagen fotográfica”.

Amie Siegel (Chicago, mil novecientos setenta y cuatro) concibió Invierno como una obra abierta, que cambia toda vez que se expone; grabada originariamente en dos mil trece en N. Zelanda, la película alterna proyecciones con sonido grabado y actuaciones en riguroso directo lo que deja a los visitantes probar la sala de exposición como un espacio activo de producción y creación.

En todos y cada presentación de Invierno, Siegel trabaja con artistas locales: músicos, actores o bien autores de efectos, averiguando de este modo sobre la relación de la obra con su localización temporal y resituando la proyección en un espacio de producción itinerante. De esta forma, cada reproducción del filme es reinterpretada a través de una banda sonora que se genera en riguroso directo y se encuentra en constante cambio, en la que la voz en off, los efectos de sonido y la música configuran una partitura viva que se despliega en los treinta minutos que dura cada pase de la obra. Más que un doblaje, en esta obra se da un incesante desdoblamiento que pone de relieve la fluidez de la imagen fílmica en función de los diferentes guiones sonoros. De este modo, la atmosfera y la intensidad sensible oscilan en todos y cada proyección.

Actuaciones en riguroso directo. Durante los 4 meses en que se exhibe la obra, la banda sonora de exactamente la misma se interpretará en directo: 1, ocho y quince de diciembre; dos, nueve y dieciséis de febrero; y dos y nueve de marzo.

+ en: El invierno de Amie Siegel

Pin It on Pinterest

Share This

Share This

Share this post with your friends!